Archivos Mensuales: enero 2013

La fastuosa impunidad: el IFE como instrumento del régimen

Durante la campaña, los “críticos” más feroces de Andrés Manuel López Obrador le reprochaban que antes de la elección desconociera a “las instituciones democráticas de este país”, en alusión al IFE. Meses después, el tiempo le dio la razón al Peje. Cualquiera que haya vivido de cerca las campañas presidenciales sabe que la inequidad en la contienda fue tremenda en lo que a recursos económicos se refiere. ¿Ya se olvidó la manera en que el PRI tapizó el país con espectaculares de Peña Nieto? ¿Los viajes en avión privado? ¿Los más de 30 spots con la firma de Pedro Torres, productor estrella de Televisa? ¿Los hoteles de lujo? ¿La mordaza monetaria impuesta a los medios? Ahora resulta que López Obrador fue el que rebasó los topes de gasto de campaña. Así es la política mexicana de aires kafkianos. “Las instituciones de este país están bajo control de la mafia en el poder”, argumenta el tabasqueño. ¿Alguien en su sano juicio puede contradecir esta premisa?

¿Dónde están ahora los críticos que defendían con tanta vehemencia a las “instituciones democráticas” de este país? ¿Dónde están los cuestionamientos de Aguilar Camín, Ciro Gómez Leyva, Carlos Loret y otros críticos de ocasión? Con las cabezas debajo de la tierra como avestruces, aplaudiendo con fervor los logros del PRI en su regreso al poder.  El golpeteo político como sustituto podrido de la realidad.

Los consejeros del IFE tuvieron que utilizar argumentos hilarantes para exonerar al PRI. Reconocieron que el PRI había triangulado al menos 66 millones de pesos a través de Monex para la campaña de Peña Nieto, pero dijeron, no podían multar al tricolor porque el contrato que hizo con la empresa Alkino (a través de la cual se trianguló todo el asunto) era para “dispersar” monederos electrónicos, no dinero en efectivo. Poco les importó que esos monederos electrónicos tuvieran 50 millones de pesos adentro. A ese nivel discursivo, tan lastimero como indignante, tuvieron que recurrir para defender lo indefendible. La prueba contundente de la ilegitimidad del actual régimen, tema que se omite con alevosía y ventaja de la esfera mediática. Silencio cómplice convertido en mercancía para darle validez a la escena teatral que intentan disfrazar de democracia. Fastuosa impunidad.

¿Estamos a gusto con lo que hacemos? La vida a un paso de distancia

Dos videos que plantean una pregunta fundamental en la vida: ¿estamos a gusto con lo que hacemos? El primero narrado por Alan Watts, un conocedor del budismo. El segundo, una muestra contundente del trabajo como una manifestación discursiva de una época específica. La pasión por la actividad que realizamos a diario es fundamental para desarrollarse en plentiud, sentirse vivo. Lo demás es simple inercia: nos convertimos en expertos y el dinero llega solo, sin necesidad de andarlo persiguiendo como desesperado. El universo conspira siempre a nuestro favor si le damos la oportunidad.

 

El común denominador de la impunidad: la ceguera conveniente

Era de esperarse. En un país gobernado por la corrupción todo es posible. El IFE reconoce que se inyectaron al menos 50 millones de pesos a la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto a través de tarjetas electrónicas Monex, pero al mismo tiempo no encuentra (o mejor dicho, no quiere encontrar) razones para fundamentar las quejas del PAN y la coalición de las izquierdas conformadas por el PRD-PT-MC. Vaya sorpresa.

El castigo no pasará de una multa de varios millones de pesos, con lo cual, se reafirma que la presidencia de México está a la venta del mejor postor. Poco importa que el cargo se compre con dinero público desviado de los gobiernos estatales para las campañas, recursos provenientes de los monopolios o el crimen organizado. Lo mismo da. Quizá por ello aun desconocemos la procedencia del dinero inyectado a la campaña de Peña a través de empresas fantasma como Inizzio y Grupo Efra.

La inminente expiación de toda culpa al hoy presidente de la República sólo evidencia la ceguera conveniente de las autoridades electorales, entes diseñados para la simulación imbécil y humillante de un Estado democrático que sólo existe en la imaginación perversa de nuestra clase política. Los casos sobran para sostener el dicho. Ahí están los sobornos de Wal-Mart para fortalecer su monopolio. Ahí está la privatización silenciosa e ilegal de Pemex y sus contratos de coinversión con Mexichem. Ahí están los privilegios fiscales para el Dragon Mart de Cancún. Las deudas exorbitantes de gobiernos estatales y municipales marcados por la opacidad de sus finanzas y el robo sistemático como modus vivendi. Las mafias de casinos protegidas por el PAN. Las policías comunitarias en la Costa Chica de Guerrero que buscan mantener con vida a sus pueblos frente a los embates del crimen organizado y la ineptitud de gobiernos que dan fuerza a la hipótesis de México como Estado fallido. El silencio mordaz e interesado de los llamados líderes de opinión, mercaderes de la mentira y el aplauso fácil. Casos actuales con un común denominador: la impunidad.

La clase política intenta vernos la cara de pendejos otra vez, como lo ha hecho antes, exitosamente, lamentablemente. Una vez más, el país atestigua un triunfo electoral marcado por la infamia, la trampa permanente como medio garantizado para acceder al poder. Ahí está también una oposición hecha añicos, avalando la traición que intentan lavar con las dádivas del Pacto por México y las reformas neoliberales que garantizarán a las cúpulas mantener el control del país unos años más. Y mientras tanto, el ominoso letargo de la ciudadanía sigue atrapado en los anhelos de conseguir fama y fortuna a cambio de no mover un dedo. Los aullidos aislados naufragando en la desidia cómplice de los sordos. Otro día de luto para este país moribundo que escupe sangre desde sus entrañas. ::.

Emerges de la sombra

¿Cómo habré de conciliar el sueño?
si intempestiva emerges de la sombra
cavando suspiros en la noche trémula…

::.

De cuando a uno le explota la cabeza a colores

explosión cromática

El metabolismo del planeta en tres tiempos

Tres videos con los que me topé en el blog de lascosasdeunciempies y que no pude evitar tomar prestados para compartirlos por estos rumbos. El metabolismo del planeta en tres tiempos: La vida abriéndose, aleteando. Tierra helada respirando en la soledad del ártico. Danza de los colores entre torbellinos submarinos.

En lo profundo del sueño

Un tipo escribe una nota de despedida en un pedazo de papel. El verso con el que anunciaba su adiós al mundo era sencillamente genial. Recuerdo que sentí envidia. Me sorprendió la claridad de su poema, compuesto de palabras simples, fulminantes, directas, capaces de abrir el pellejo de una persona como si fuera una cebolla. Cuando desperté me di cuenta que era yo el autor de aquel poema indecible. Quise recordar el vértigo de aquellas palabras, la disnea que provocó en mí la musicalidad de aquel verso, pero no pude. El poema se desvaneció en lo profundo del sueño.

::.

Micropoema: Las dudas largas

 

Antes, siempre, nunca.

Las dudas largas.

 

::.

Imágenes del Mayab post fin del mundo

Aquí van algunas fotos del viaje invernal por Chiapas, Campeche, Yucatán y Quintana Roo sobre gente, naturaleza y paisaje urbano. Hay un par rescatables.

Chiapas-Campeche-Celestún-176

Chiapas-Campeche-Celestún-383

Chiapas-Campeche-Celestún-323

Galería

http://www.flickr.com/photos/14180701@N05/sets/72157632427945524/show/

Álbum en flickr:

http://www.flickr.com/photos/14180701@N05/sets/72157632427945524/

Cuervos corvos

 

Encorvados cuervos

cuerda dan a la cordura

en el cordel de la cueva.

 

Cuelga mi cuita

de cuero cortado en la

curvatura de tu cuenca.

::.

A %d blogueros les gusta esto: