Por fin, el viento

 

Desde la angostura de la noche,
el aire se hizo caliente
como un cable en resistencia,
sumergido en la emergencia
de la sobremoción que se repite
y se repite
en las horas sin sueño
mientras la irremediable nostalgia
iba llegando junto con el primer sorbo de vino,
ese impúdico veneno
que nos va desangrando
de boca en boca,
de cama en cama,
en el óleo desgastado
que escurre del lienzo
como la lluvia
y los pechos furibundos
de la turnante mujer amada,
y los besos desbocados
que no nos dimos,
y el roce inoportuno de nuestras caderas
que acabó convertido
en amortajado silencio,
esa irremediable indiferencia
que suele acentuar
el eco moribundo de tu voz
cuando cantabas una elegía
bajo las sábanas,
empapada de amor,
mientras nos hacíamos compañía
entre los muchos
laberintos sin puertas
que germinaron de pronto
en la ingobernable ansiedad
de estar vivo y estar muerto,
muerto de tanta muerte innecesaria,
esa muerte lenta
que se va filtrando por los poros,
por las venas abiertas
donde cabalgan todas las preguntas
sin respuesta
que siguen resonando en la amplitud
de la fiera noche,
colmada de suspiros
y recuerdos inútiles,
como postales desfilando
en los carcomidos pasillos de la memoria,
un álbum sin fotografías
y viejos nudos
que se van acumulando tan adentro
como un cerro de periódicos viejos y amarillos,
o el irracional golpeteo
de la sangre que irriga
los sueños de versos morados,
sangre siempre viva
que reposa en el abrevadero
incandescente
donde tiembla de sed un alma
color olivo, sabor olvido,
un alma transparente
como la alada melodía de la guitarra
que va preñando el aire combustible
con los sueños desnudos,
derribando los muros
hechos de escarpado silencio
tan adherido a las entrañas,
esa fibrosa trampa de ataúdes
que trepa por los paredones
de mi absurda inexistencia,
y se va coagulando el tiempo destendido
sobre las ramas de los árboles,
como una herida abierta
perfumada de soles y extravío,
con un cierto aroma a ti
que no me suelta.
::.

Acerca de manuelhborbolla

Poeta, filósofo y periodista, egresado de la UNAM. Creo que es posible transformar el mundo a través de la poesía.

Publicado el 18 septiembre, 2016 en Poemas. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: