Carretera

Me gusta la carretera.

El lento transcurrir del paisaje.

Los verdes campos colmados de esperanza.

Me gusta el viento
que se filtra por la ventana,
ver a la gente que pasa, en bicicleta;
con costales sobre la cabeza
o arando la tierra.

Me gusta imaginar cómo viven
los hombres y mujeres
que habitan aquellos pueblos
silenciosamente anónimos
a orillas de carretera.

Me gusta el tiempo
que se desliza sobre el asfalto,
la suavidad de un día soleado
cuando danza con las nubes.

Me gusta
la gradual y armoniosa transformación
que hace brillar el mundo
cuando cambia la vegetación
entre el desierto, la pradera y la montaña.

Me gusta la carretera
porque me da tiempo
para estar conmigo,
en silencio,
simplemente mirándome
hacia adentro
cuando miro a través de la ventana
del destartalado autobús.

Me gusta el mundo
cuando canta una canción
en todos los idiomas de la tierra
y el corazón,
y yo canto también.

Y no me hace falta ya nada,
pues puedo abrazar a todos
con un poema
rodando, sobre la carretera.
::.

Acerca de manuelhborbolla

Poeta, filósofo y periodista, egresado de la UNAM. Creo que es posible transformar el mundo a través de la poesía.

Publicado el 18 marzo, 2020 en Poemas. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: